UX y UI: Buenas prácticas

Si tienes un negocio, lo más seguro (y lo más prudente) es que tengas una página web. Hemos hablado de la importancia que tiene el SEO para posicionar tu página web, pero hay otros factores determinantes que también influirán en el éxito de tu web: UX y UI.

Vamos a empezar por definir qué significa cada una de estas palabras:

  • UX: hace referencia a la experiencia del usuario (User Experience) al encontrar, navegar y salir de tu web.
  • UI: se refiere a la usabilidad (User Interface) de tu página web. Cuanto más fácil e intuitivo sea tu sitio, mejor usabilidad.

A nadie le gusta llegar a una web y tener que pasar los primeros minutos descubriendo cómo navegar por ella, ya sea por un diseño complicado o por una mala disposición de los diferentes elementos de la página web. Unas buenas UX y UI conseguirán aumentar el tráfico de tu web, así como el tiempo de navegación del usuario por ella.

Factores para unas buenas UX y UI

 

  • Todo en la web debe tener un sentido y un propósito.
  • La página web tiene que adaptarse a los diferentes soportes desde los que entrarán los usuarios (PC, Smartphone, Tablet…).
  • Debes asegurarte de que los datos del usuario están a salvo y, si es así, comunicárselo.
  • Confianza: tu web debe inspirar confianza al usuario, por ejemplo, con una sección con datos de contacto, un apartado “Sobre nosotros/mí”, etc.
  • Facilidad de búsqueda. Muchos de los usuarios que llegan a tu página lo hacen con un objetivo concreto. Pónselo fácil con una barra de búsqueda bien señalada.
  • Diseño limpio, claro y coherente. Cuanto menos recargado, mejor. Además, el diseño debe ser uniforme en las diferentes páginas de la web. La información será más fácil de leer, de asimilar y de recordar.
  • Contenido de valor. Que no te entre “horror vacui” (miedo al vacío). Aporta únicamente la información que busca el usuario, que le ayude y le aporte valor.
  • Tiempo de carga rápido. Para evitar que tu web tarde demasiados segundos en cargarse, asegúrate de no saturarla con demasiadas imágenes y vídeos. Y si los hay (que es recomendable), evita que sean muy pesados.
  • Debe ser un web accesible para todos. Ahora contamos con la tecnología para adaptar cada página a las discapacidades físicas de las personas.

 

Si estás leyendo esto, ¡es tu momento! Aprovecha y revisa la usabilidad y la experiencia de usuario de tu web con estos factores. Si ves que algo se puede mejorar, ve realizando los ajustes necesarios con tests A/B para conocer qué funciona mejor. Si prefieres un resultado completamente profesional, ¡cuenta con nosotros y no dudes en contactarnos!

Autor Rhy Marketing

Más posts de Rhy Marketing
Abrir chat
1
¡Hola! ¿En que podemos ayudarte? :-)
¡Hola! ¿En que podemos ayudarte? :-)
Powered by